El liderazgo espiritual

Una manera de iniciar el liderazgo espiritual en casa es mediante la Entronización de la Palabra. El padre o la madre reúne a todos los miembros de la familia en un lugar adecuado. Puede ser un espacio reservado para la oración, la sala o el comedor. Se inicia con una oración al Espíritu Santo pidiendo que ilumine mentes y corazones. Luego, se trae de manera solemne la Biblia y se lee en voz alta el Evangelio del próximo domingo. Al acabar cada miembro comparte qué le trae a la mente y al corazón la Palabra. El compartir debe hacerse con un vocabulario adecuado a la edad del menor de la casa.

Es una actividad sencilla, pero que abre a la palabra de Dios, al diálogo familiar y a la acogida del otro.

También puede gustarte...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *